martes, 9 de diciembre de 2008

Un interminable prólogo



La memoria es denuedo 
y tiene alma de pregunta 
como un eco de espejos. 


Perdurar en lo que perdemos, 
en el mismo olvido de donde 
forma parte una memoria amada, 
inaugurarnos donde ya fuimos, 
descender al mismo beso 
ya provocado 
en dispersa sucesión 
de labio y corazón trocados. 
Llegar a desear una tristeza 
fecunda y duradera 
a la falsa felicidad 
de los futuros 
a la vuelta de la esquina, 
donde todo se condensa 
y la esperanza acaba 
ahogándose en la desesperación 
de repetirse sin siquiera 
saber odiar. 
Poder intuir 
que nada ha muerto 
en ninguna de las lágrimas vertidas, 
en ninguno de los besos disfrutados, 
en ninguno de los homenajes 
que mañana haremos al entonces. 
Pues, cierto es 
que el pasado escribe, a fin de cuentas, 
un interminable prólogo.


13 comentarios:

Anónimo dijo...

No tengo palabras que hablen conforme deberían de la admiración que me despierta lo que aquí has dejado. Un beso, Joseba. Verás como con el paso del tiempo, cuando duela un poquito menos, el pasado te vendrá igual que un crío a despeinar el flequillo de tu presente con una caricia limpia y tan noble como él era; igual que tú.

errata

Una ET en Euskadi dijo...

¡Qué poesía tan triste y melancólica Joseba! Puedo intuir porque pero no me animo..
Un beso enorme y solidario
Aquí estamos

SELMA dijo...

Je sais Joseba, je sais et je ne trouve pas les mots pour t'exprimer combien je pense à toi en ce moment, surtout après la lecture de ce touchant Poème.

Gros Bisous de Selmatxu.

Edurne dijo...

Yo también intuyo, yo tampoco me atrevo... yo también me uno!
Besarkada handi bat!

Anónimo dijo...

Nada muere, todo permanece en nuestro recuerdo.

Un beso tan grande como tu, Joseba.

Joseba M. dijo...

Es triste, sí pero hay que ir hacia ella, hacia la tristeza, para conseguir escaparse de ella. También el dibujo lo es, pero recoge cuatro manos en una mano trazando y coloreando: la que era, la quería ser, la que es y la que retengo.
Ojalá tuviera la felicidad de aquel Lucas que dibujaba palomas en el manicomio, sin parar, palomas y más palomas, sólo palomas. Yo le llevaba los folios sólo por verle la cara mientras dibujaba palomas y fumaba hasta que su inmensa felicidad las espantaba hasta el día siguiente...
Gracias a todos, de corazón, es lindo contar con ustedes...
Y, hagámosle caso al anónimo amigo: nada muere...

Hilvanes Y Retales dijo...

Hola Joseba; (Hipatía quería saber si el libro del que hablabas es El legado del Templario)

...
inaugurarnos donde ya fuimos
...
que el pasado escribe, a fin de cuentas,
un interminable prólogo
...

Es justo el poema que hoy necesitaba leer o es justo el poema que hoy puede acompaña a mis sentimientos.

Arroyo dijo...

Marrazkia egin zait deigarri
urdin, iraganaren urdinez,
orbainez zauritua,
lauso bezain present,
orainaren urdinez, urdin.

(Animo! Tristura ere aberatsa da, urrezko erloju ugari gordetzen ditu bere baitan)

mammamia dijo...

Ánimo Joseba,intuyo que a ese ser de la Extremadura Profunda que me describiste en una ocasión le ha llegado su hora.
Espero que todos estos comentarios se conviertan en un gran manto que te reconforte.
Todo mi sentimiento flamenco para tí.

Sophiste dijo...

Hey primo,
el 27 de noviembre era el cumpleanios de mi Unai , los vaqueros se van los unaies llegan mira como es la vida
una abrazo de todos
Ainhoa unai méla Yuli

Joseba M. dijo...

Hola, Hilvanes, no sé a qué libro te refieres, sinceramente. Si es respecto al poema, forma parte de un poemario perdido entre unos cuantos que escribo y guardo, escribo y guardo y, como adivinarás, iba dedicado al padre, descanse en paz. Pero, me ufana que te haya servido para cualquiera que sea el sentimiento que te arrulla.
Arroyo jauna, beti lez (edo...) arrazoia duzu. Tristezia aprobetxatu behar eta, nola ez, aurrera beti... denboraz erlojuak aurkitu egingo ditut, ziur naiz.
Mammammia, amiga, así ha sido y, por supuesto, reconforta, créeme...
Mi querido primo, mis queridos primos, el vaquero se fue, gloria a él; pero disfrutaremos de ese precioso Unai y trataremos de hacerle disfrutar. Besa a todos, J. y, sobre todo, a los tíos. A ver si movilizo a los Mateos y montamos una por esos vastos viñedos, oui?
Mila esker guztioi, bihotzez...

Hilvanes Y Retales dijo...

HOla Joseba; me refería a tu comentario en mi blog. Hablabas de un libro te copio tu comentario (parte de él) "Yo vengo de leer un tocho sueco de casi 700 páginas que he llevado indigestamente desde la página 55. Y es parte, dicen, de una trilogía suculente".

Besoso

Mega dijo...

Desde luego que sí. (que el pasado escribe un interminable prólogo).

Hay una chica cuyo blog seguro que te gustaría: El pasado que me espera (aunque a lo mejor ya lo conoces).

Un beso gordote